Puerto Plata es Alegría cerró con la adrenalina alta

0
106
MILLY QUEZADA
EL CONJUNTO QUISQUEYA

Puerto Plata Rep Dom..- Los conciertos que durante 2017 se realizaron en el anfiteatro de Puerto Plata, denominados “Puerto Plata es alegría”, cerraron con éxito con un evento cargado de pasión, amor, convirtiendo a esta ciudad en la capital de la música nacional e internacional.

 

La actuación de Milly Quezada debutando en el anfiteatro fue destacada, la llamada reina del merengue, se adueñó de la multitud desde que subió al escenario, anunciando que “Llegó Juanita”. De inmediato se armó la algarabía. Milly interpretó con la gracia que la caracteriza la mayoría de sus éxitos, los cuales fueron coreados y baliados por los asistentes.

La gran fiesta continuó a ritmo de güira, tambora,  acordeón y demás instrumentos que identifican el ritmo autóctono dominicano, con Miriam Cruz, quien cantó temas inolvidables como “Juana la Cubana”, “Pequeñas cosas”,  “Tómalo que todo es tuyo”, “El africano”, “Yo no soy una loba”, “La carnada”, “Cosas de él” y otros con lo que logró  conexión con el público y pese a la lluvia se mantuvo aplaudiendo y bailando.  

Tras la actuación de Cruz, fue el turno del “mismito sabor de la navidad” con el  conjunto Quisqueya y el” sonido moderno y su electrizante estilo de Divas by Jiménez, el  salsero de Alex Matos, el ídolo de las emociones juveniles Mark B, y la gran sorpresa de la noche el Mayor Clásico. 

 Alex Matos demostró al cantar sus éxitos que es un  ídolo, enloqueció a la multitud, mostrando un estilo depurado, maduro, logrando química una perfecta. 

Se sintió el respeto, la admiración y el amor que goza en el país el Conjunto Quisqueya,  su actuación fue una muestra de respeto a su impecable carrera merenguera, la esposa de Javis Victoria la conocida artista puertorriqueña Awilda lloró de emoción, lágrimas de gratitud, el conjunto Quisqueya triunfo en grande. 

Mark B mostró su fuerza musical,  con un concepto definido ‎ demostrando que está en el camino correcto. 

Con su formal estilo,  glamour y un  vestuario revolucionario, a ritmo de “Thriller” subió al escenario el Mayor Clásico,un artista que es pura chispa, una descarga visual y musical , quien cerró  la noche por todo lo alto.