Margarita Cedeño aclara tarjeta es mucho más que un medio para comprar comida

0
161

SAN PEDRO DE MACORÍS.- La vicepresidenta de la República,  Margarita Cedeño, aclaró este miércoles que la tarjeta Progresando con Solidaridad es mucho más que un medio para la compra de alimentos, al considerar que es la herramienta de un programa integral que brinda acompañamiento, capacitación y orientación para el desarrollo de miles de familias de escasos recursos.   

“Aunque hayan personas que todavía no lo quieran entender, y no lo quieran entender porque probablemente no saben lo duro que es la pobreza, no saben lo que es ser pobre. Es muy bueno hablar de pobreza desde un micrófono, es muy bueno hablar desde una oficina, desde una casa, desde un carro con aire. Lo bueno fuera que esas personas pudieran venir a hablar con ustedes y que ustedes les pudieran explicar qué hace esa tarjetita para el bien y el progreso de ustedes”, expresó.

La Vicepresidenta se expresó en esos términos durante un almuerzo que ofreció en el Polideportivo de aquí a 500 representantes de los más de 31 mil hogares adscritos al programa Progresando con Solidaridad (Prosoli) en la sultana del Este para celebrar la Navidad y los logros alcanzados este año en su proceso de desarrollo integral.

“En Prosoli damos acompañamiento, es lo que sirve para que ustedes forjen ese camino de progreso a través del desarrollo de la autoestima, la resiliencia, resolución de conflictos, mejora de habitabilidad, educación, salud, capacitación y empleabilidad o el emprendimiento que es a lo que estamos apostando, y eso es lo que nos lleva a esa ruta de progreso indetenible”, sostuvo.

La doctora Margarita Cedeño felicitó a todas las familias que han cumplido con las metas trazadas en el programa para trillar el camino del progreso constante y continuo que se genera paso a paso. Los asistentes disfrutaron de un suculento almuerzo que sirvió la Vicemandataria en compañía de la directora y el subdirector de Prosoli, Altagracia Suriel y Héctor Medina; del gobernador Luis Miguel Piccirillo, de la empresaria Isabel Turull y de la joven Marlen Valentín. Bendijo la actividad  el padre Franklin Rosemberg, párroco de la Catedral San Pedro Apóstol.

Premia la honestidad

Durante la actividad se sortearon electrodomésticos y algunos artículos del hogar. La señora Luz María Sosa, del barrio Sarmientos, le guardó el boleto a otra participante y este salió agraciado con un premio. Pero al recibirlo, Sosa reveló que pertenecía a otra persona. La Vicepresidenta valoró el accionar de la participante y premió su acto de honestidad con otro electrodoméstico.

Logros obtenidos en SPM

En este año, dos mil 225 personas de San Pedro de Macorís hicieron cursos técnicos en los Centros de Capacitación y Producción Progresando (CCPP) con la colaboración del Instituto Nacional de Formación Técnico Profesional (Infotep) y en espacios de capacitación comunitaria. Otros 16 mil 623 jefes y jefas de hogar fueron orientados en temas como la violencia de género, resolución pacífica de conflictos, prevención del trabajo infantil y cáncer de mama, hepatitis, insuficiencia renal, dengue, chikungunya y leptospirosis.

En esta localidad 31 mil 785 hogares categorizados en pobreza extrema y moderada reciben la transferencia monetaria condicionada Comer es Primero para la compra de alimentos; 36 mil 818 el Bono Gas destinado al uso de ese combustible para cocinar y bajar así el consumo de carbón y leña; en tanto que 22 mil 131 hogares reciben el Bono Luz como ayuda para el pago de la factura eléctrica.

Este es el cuarto de una serie de agasajos que realiza la Vicemandataria para compartir con los participantes de la iniciativa social con motivo a la Navidad. Los anteriores fueron en el Distrito Nacional, Santiago y Azua.

En la provincia también fueron capacitados en siembra de huertos caseros para autoconsumo o venta, unas mil 433 personas con el apoyo del Ministerio de Agricultura, los cuales recibieron semillas de diferentes hortalizas. De estas, mil 37 ya se integraron en la producción agropecuaria.

Los niños y jóvenes han sido directamente impactados por las acciones de Prosoli en esta provincia, en la que 10 mil 336 hogares con hijos entre cinco y 21 años recibieron el Incentivo a la Asistencia Escolar (ILAE); y cinco mil 485 adolescentes y jóvenes de entre 12 y 21 años el Bono Escolar Estudiando Progreso (BEEP).

Además, cuatro mil 282 niños y niñas participantes asistieron a actividades recreativas como festivales de lectura, círculos de lectura, pintura y artesanía; y otros mil 372 en otras acciones orientadas a los derechos de la niñez. Más de nueve mil niños y niñas disfrutaron de campamentos enfocados en el desarrollo integral y reducción de vulnerabilidades, mientras que mil 464 recibieron refuerzo escolar.

Otros logros alcanzados por familias Prosoli de esta provincia son que más de 560 adolescentes y jóvenes asumieron roles de padres durante un fin de semana al participar del proyecto “Bebé, Piénsalo Bien”, usando un simulador de bebé al que hay que cuidar como si fuese un recién nacido.

En foros, debates, congresos y caminatas tres mil 493 menores de 19 años recibieron orientaciones en temas de salud sexual y reproductiva, prevención de embarazo y enfermedades de transmisión sexual. En tanto que mil 88 envejecientes o personas con discapacidad fueron integrados a iniciativas educativas o de inclusión. Las familias que recibieron visitas de enlaces voluntarios de Prosoli este año fueron 27 mil 917, en las que fueron orientados en temas relacionados con las siete acciones del programa.